¿Buscas un fabricante de máquinas de bloques de confianza?

Entonces podrás contar con Poyatos, ya que somos fabricantes de máquinas de bloques para la producción de prefabricados de hormigón, y especialista en soluciones integrales para la implantación de fábricas de bloqueras.

En nuestra fábrica llevamos fabricando desde el año 1975; como bien podéis leer en nuestra web:

Fabricamos instalaciones automáticas para los prefabricados de hormigón, compuestas de: Bloqueras vibrocompresoras (con circuitos totalmente automáticos para transporte y almacenaje de piezas); Máquinas de bloques de producción superpuesta (para fabricación de adoquines y piezas especiales); Turbo-mezcladoras (de 500 a 3.000 litros); Esplitadoras, Plantas de hormigón, etc.

En POYATOS diseñamos y fabricamos bajo patentes propias, 14 modelos diferentes de máquinas de bloques, cuyas producciones van desde 800 a 5.400 bloques/hora (en bloque de 400x200x200). Unas máquinas que están equipadas con las tecnologías más avanzadas del mercado y que se adaptan a las necesidades y el contexto de cada uno de nuestros clientes.

Poyatos: Bloqueras con garantía de calidad

Si buscas un fabricante que ofrezca garantías de calidad, debes saber que los fabricantes de la Comunidad Europea debemos seguir unos requisitos y normativas en cuanto a fabricación de la CE. Un hecho que ofrece mayores garantías a nuestros clientes ya que son conscientes de que tenemos una serie de controles que aseguran el funcionamiento correcto de nuestros productos.

Además, en Poyatos somos fabricantes máquinas de bloques es para la producción de bloques de hormigón españoles, y llevamos a cabo nuestro proceso propio; por lo que contarás con todas las garantías de calidad de nuestro país (A.E.N.O. R.) y la CE (ISO, EN).

Además, disponemos de un gran stock de recambios fabricados para y por nosotros en la misma fábrica de Poyatos. Y, para agilizar la entrega en cualquier parte del mundo poseemos stock de repuestos en múltiples países. Porque nuestra empresa se convierte en tu socio a lo largo de la vida de nuestra maquinaria.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *